martes, 30 de octubre de 2012

Tiburones de pasta con frutos del mar

Mi amiga Arantxa nos enseñó a hacer esta receta hace poco y como yo soy "culo veo, culo quiero", me quedé con la idea para hacerla en cuanto tuviera ocasión. El sábado tuve una mañana muy ocupada y llegué tarde a casa, así que abrí la despensa para ver qué podía preparar rápido y encontré el paquete de tiburones de pasta y me acordé de la receta de Arantxa. Como no la tenía a mano, la hice a ojo y me olvidé de ponerle los huevos duros que ella le pone, pero aún así estaban riquísimos. Es un plato completísimo, una forma de que los niños tomen "pescado" sin enterarse y están tan ricos que se los comen en un momento y les encanta. Desde luego, repetiremos.
Ingredientes
1 paquete de pasta: tiburones, hélices, plumas... 
Gambas o langostinos. Yo puse un paquete de gambas congeladas, unos 250 gr.
2 huevos cocidos
4 palitos de cangrejo
2 dientes de ajo
50 gr de aceite de oliva virgen
Pescado desmigado (opcional, yo no le puse, pero un lomo de salmón desmigado le debe ir genial)
agua y sal para hervir la pasta
bechamel para cubrir. Yo tenía congelada, le puse poca, podéis poner más, como para la lasaña, aquí tenéis la receta
1 paquete de queso de gratinar, uno de 4 quesos va bien.
Preparación
Ponemos el agua a hervir, cuando hierva fuerte echamos la sal y la pasta y hervimos según el tiempo que indique el fabricante, removiendo de vez en cuando. Precalentamos el horno a 200 en posición gratinador.
Picamos las gambas y los palitos de cangrejo, desmigamos el atún y picamos los huevos duros. Preparamos la bechamel.
Mientras tanto, sofreimos los ajos en el aceite. Yo lo hice en la Thermomix, ponemos el aceite y los ajos, 6 minutos, varoma, v2. En la sartén se fríen hasta que estén doraditos. Se añaden las gambas y los palitos de cangrejo y se sofrien junto con los ajos. En Thermomix, 3 minutos, giro a la izquierda, varoma, velocidad cuchara. Retiramos del fuego y añadimos el atún y los huevos y removemos.
Cuando la pasta esté cocida, la escurrimos y vertemos en una fuente apta para horno con tamaño suficiente.
añadimos la mezcla de gambas, palitos, huevos... y removemos
Cubrimos con la bechamel y espolvoreamos con el queso de gratinar.
Gratinamos durante unos 10-15 minutos, vigilando que no se quemen. Y ya están listos para servir. 
Es una comida completa para hacer un plato único. En casa tuvo un éxito impresionante, y eso que a mi pequeña no le gustan las gambas, pero estaba tan rico que ni se enteró que las llevaba. Menudo plato se zampó!


4 comentarios:

  1. que guapa!!! los macarrones seguro que riquísimos pero tu peque es que no hay palabras!

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Pues que rico y que fácil de hacer!!

    ResponderEliminar

Un blog se alimenta de sus comentarios. Gracias por dejar el tuyo.

Imprimir entrada