viernes, 18 de noviembre de 2011

Piruletas de bizcobolas (Cake pops)

¿Nunca os ha pasado que os sobra un trozo de bizcocho, o unas magdalenas se ponen duras y ya nadie las quiere? pues bien, aquí no se tira nada, vamos a reconvertir estos restos en un delicioso dulce: "Bizcobolas", en este caso, en forma de piruletas y cubiertas de chocolate blanco.



Ingredientes
- Restos de bizcocho, magdalenas o bollería, desmigado y pesado.
- Mitad de peso de lo anterior de queso crema (tipo Philadelphia)
Para la cobertura
- chocolate al gusto (dependerá de la cantidad a cubrir)
- mantequilla (como 50 gr por cada 150 de choco)
- fideos de chocolate o cualquier otro adorno que tengamos por casa
- palitos de piruleta
Preparación
Desmigamos la masa de bizcocho y la pesamos, añadimos la mitad de su peso en queso crema y removemos bien a fondo. 
va muy bien tener ayuda para todo
Con la masa bien homogénea, hacemos bolitas del tamaño que deseemos, no demasiado pequeñas porque el palito romperá la piruleta, ni demasiado grandes, porque pesarían demasiado. Mientras tanto, calentamos el chocolate y la mantequilla unos segundos en el microondas para que se derrita un poco. Lo sacamos antes de que esté derretido del todo para que no se queme, y con el calor residual, lo machacamos con un tenedor y mezclamos bien para que no queden grumos. 
Pasamos las bolas por el chocolate y con ayuda de un par de tenedores, las movemos para que se cubran completamente de chocolate. Las pinchamos con el palito y las dejamos reposar boca abajo en una superficie limpia sobre papel de horno. Espolvoreamos con los fideos o adornos que hayamos elegido y dejamos enfriar. Listo.
Como veis, más fácil imposible, y los peques las devorarán.

2 comentarios:

  1. Me encantan y a mis hijos también, además de aprovechar todas las sobras!

    Besitos

    Lou

    ResponderEliminar

Un blog se alimenta de sus comentarios. Gracias por dejar el tuyo.

Imprimir entrada